29 de octubre de 2009

Sol

Sol
Bueno, quizás ya vaya siendo hora de que por fin escriba algun comentario en mis fotos como antaño, ¿no? Quizás algunos los hecheis de menos, otros lo mas seguro que no, pero bueno, alla voy a comentar esta fotografia.
Hacía ya tiempo que no publicaba una foto como esta, con una de mis temáticas preferidas: el sol. Porque es curioso como puede llegar a transformar la realidad esa pequeña gran estrella, como los objetos, los edificios, las personas, cambian gracias su luz, como un viejo y triste edificio puede verse espectacular y maravilloso al atardecer; como las estructuras mas desafiantes y toscas difuminan sus formas cuando la luz de va apagando...
Para mi hay tres franjas de tiempo perfectas para ver una ciudad: la mañana, para ver la ciudad despertándose y con cierto bullicio en las calles sin que este llegue a molestar y perturbarte; el atardecer, cuando el cielo azul se torna rojo y anaranjado, cuando la luz cambia totalmente; y la noche, cuando solo podemos ver lo que nos enseña la luz artificial, y quizás, donde más seguros estamos al estar en la oscuridad.

4 comentarios:

GusPlanet dijo...

Hola Germán: estoy descubriendo tú blog y me han gustado mucho tus fotografías, el sol también es una fuente de inspiración para mí.

Y como tú, me encanta observar como su luz transforma la realidad que nos circunda ...

Saludos desde París!

Abi E. dijo...

Hola Hevia, l asombra de las personas es alargada a estas horas.

Una foto muy chula.

Un abrazo

Slayer dijo...

Me alegro que por fin comentes las fotos, quizá sea uno de mis pasatiempos favoritos junto con el de admirar las propias fotografías.
Tienes razón respecto al sol y también respecto a las mejores horas del día para ver la ciudad (Sobre todo la mañana, uf, como me gusta salir a eso de las siete de la mañana por la ciudad justo después de que haya llovido) quizá los atardeceres me gusten más con nube que con sol, pero bueno, cuestión de gustos.

Druid dijo...

Vaya tanda de nuevas fotos... tienes que avisarme para que comente hijo mio... ya sabes lo despistado que soy para estas cosas.
Comento en esta en concreto porque me ha llamado la atención la imagen del anciano caminando frente al Sol (¿sabes a quién me refiero?), encorvado... caminando (por lo que parece) despacio... hacia la puesta de Sol... ¡qué simbólicamente deprimente!, ¿no?

¡Se despide Druid!